«Después de esto, sabiendo Jesús que ya todo estaba consumado, dijo, para que la Escritura se cumpliese: Tengo sed. Y estaba allí una vasija llena de vinagre; entonces ellos empaparon en vinagre una esponja, y poniéndola en un hisopo, se la acercaron a la boca.Cuando Jesús hubo tomado el vinagre, dijo: Consumado es. Y habiendo inclinado la cabeza, entregó el espíritu.» Juan 19:28- 30.

Qué quiso decir Jesus con la expresión: «Consumado es?”:

  1. Antes que nada, quiso decir que todos los tipos, promesas, y profecías fueron ahora plenamente cumplidos en Él. Quienes están familiarizados con el original encontrarán que las palabras: «Consumado es,» aparecen dos veces en medio de tres versículos. En el versículo 28, encontramos esas palabras: ”Después de esto, sabiendo Jesús que ya todo estaba consumado, dijo, para que la Escritura se cumpliese: Tengo sed.» Y después dijo: «Consumado es.» Esto nos conduce a ver su significado claramente, que toda la Escritura se había cumplido ahora, que cuando dijo: «Consumado es,» el Libro entero, desde el principio hasta el fin, tanto en la ley como en los profetas, todo había sido consumado en Él.
  2. Todos los sacrificios tipo de la antigua ley judía fueron abolidos y también fueron explicados.
  3. Su obediencia perfecta había sido consumada. Era necesario, para que el hombre pudiera ser salvado, que se guardara la ley de Dios, pues ningún hombre puede ver el rostro de Dios a menos que sea perfecto en justicia. Cristo se comprometió a guardar la ley de Dios por Su pueblo, a obedecer cada uno de Sus mandamientos, y a preservar intactos cada uno de Sus estatutos. Si quisieras saber cómo sería un hombre cuya vida está plenamente conformada a la ley de Dios, puedes verlo en Cristo. No se necesitaba nada para completar la perfecta virtud de vida sino la obediencia perfecta en la muerte.
  4. La satisfacción que Él dio a la justicia de Dios había sido consumada. Ahora la deuda había sido saldada hasta el último centavo. La expiación y la propiciación fueron hechas de una vez por todas y para siempre, por medio de esa única ofrenda hecha en el cuerpo de Jesús en el madero.
  5. Jesús había destruido totalmente el poder de Satanás, del pecado, y de la muerte.
  6. Le puso un fin a las cosas buenas y malas para dar lugar a las eternas.

Aprenda mas sobre este asunto en: https://enotraforma.com/producto/serie2/

Un gran abrazo a todos!

A %d blogueros les gusta esto: